Hace unas semanas comentaba en Instagram como antes de usar esta red social, por ejemplo, no sentía la necesidad de ir haciéndome autorretratos de espaldas allá por donde fuera, y muchos de vosotros me explicasteis qué no hacíais vosotros antes de Instagram: fotografiar comida, fotos de pies, ir en busca de paredes bonitas, y un sinfín de cosas más.

Pero la realidad es que aunque la lista sea extensa, hay un detalle que pasamos por alto. Porque aunque para muchos de nosotros Instagram se ha convertido en un ejercicio diario de positividad en el que tratamos de plasmar de forma creativa e inspiradora algunos de los mejores momentos de nuestro día a día, tenemos que reconocer que esto genera una serie de daños colaterales. Y, sin duda, uno de los sectores más afectados por nuestra necesidad de fotografiarlo todo son… ¡nuestros maridos!

#InstagramHusband Gema Espinosa Rubirroja 10

Por eso hoy quería compartir con vosotros un video genial que la semana pasada se volvió merecidamente viral en el que un grupo de maridos de instagramers se han unido valientemente para, en clave de humor, arrojar algo de luz y esperanza para los hombres que se encuentran en la misma situación que ellos.

El vídeo comienza con el testimonio de Jeff explicándonos que detrás de cada chica bonita en Instagram hay un chico como ély una pared de ladrillos.

Después conocemos a Trey, el príncipe azul de Emma Chapman de A Beautiful Mess,  y nos explica consternado como tuvo que borrar todas las apps de su teléfono para tener suficiente espacio para guardar más fotos.

Y, por último, conocemos al adorable Nate, que nos cuenta con un sospechoso tic en el ojo que le encanta su vida como marido de una instagramer.

Después de esta introducción, Jeff explica como su trabajo al hacer las fotos consiste, básicamente, en que ella salga bien. “Me gustaría que me tomaras la fotografías desde arriba”, dice ella. “Arriba, no…más arriba. No es lo suficientemente arriba… ¡Cariño, más arriba!“, añade ella.

A continuación Trey nos explica que en pocas palabras se definiría como un palo-selfie humano. Y, en ese momento, le da la señal a Emma para que cruce la escena-nada-preparada para una fotografía de lo más casual perfecta para su feed de Instagram.

Ahora es el turno de Nate, el marido más comprensivo, que le pregunta a su chica mientras fotografía un bodegón con un Kinfolk incluido: “¿Qué haces cariño? Ooooooh, ¿le estás haciendo fotos a tus cositas? ¡Qué momento tan tierno! ¡Te apoyo!“. Mientras la entrevista continúa, el teléfono de Nate suena para avisarle de que su mujer ha subido una fotografía, y él explica orgulloso: “¡Dame un segundo! Acaba de subir una foto y quiero ser yo el que ponga el primer comentario…¡qué monaaaaaaaada!“.

Pero la realidad es que ser el marido de una instagramer no siempre es tan sencillo, pues tal y como explica Jeff a veces puede ser un verdadero problema porque les toma muchísimo tiempo llegar a cualquier parte ya que su mujer necesita parar cada dos pasos para hacer fotos de… sus pies.

Por su parte, Trey se atreve a abordar otro tema espinoso: la comida. Según nos cuenta antes solía quedar con Emma para comer. Ahora se limita a sacarle fotos.

Y, de hecho, parece que Trey no es el único que experimenta este tipo de situaciones, pues podemos ver como Jeff, despistado, da un primer sorbito a su café y su mujer grita horrorizada: “¡NO, no puedes hacer eso! ¡Todavía no había hecho ninguna foto! Cariño, tenemos que enseñarle a todo el mundo lo que disfrutamos de compartir nuestra vida juntos“. “Sí, disfrutamos mucho… (traga saliva)”, añade él.

Para finalizar, se nos invita a que si nosotros o alguien a quien conozcamos es el marido de una instagramer, le ayudemos. “Ve a instagramhusband.com, donde podrás ver que es algo que le ocurre a millones de hombres como tú, y encuentra ayuda“.

Aquí tenéis el vídeo al completo en inglés:

Así que, novios, familiares, amigos y, en especial, maridos de instagramers… ¡no estáis solos! Si no fuera por vosotros, vuestra paciencia, y vuestro apoyo incondicional, ¡probablemente Instagram no existiría! Así que, desde aquí, aprovecho para daros las gracias en nombre de todas nosotras por vuestro noble trabajo en la sombra que permite que la belleza exista en este mundo gracias a nuestras maravillosas fotografías de Instagram.

Processed with VSCO with a1 preset

Foto guay para mi cuenta de Instagram con mi sudadera más bonica de Lucía Be

#InstagramHusband Gema Espinosa Rubirroja 11.jpg

La realidad, toma 23

Y tú, ¿conoces a algún #InstagramHusband que necesite sentirse comprendido o incluso te has sentido identificado? ¡No lo dudes y comparte con él este post! Y, por supuesto… ¡no olvides subir a Instagram una foto con tu #InstagramHusband etiquetando a @ig.husband para apoyar la causa!

PS: Mil gracias a los chicos de The Mystery Hour por haberme dado su permiso para transcribir el vídeo en español. You guys rock!

 

Pin It on Pinterest

Share This
A %d blogueros les gusta esto:

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar